close
Sierra Culebra

Mis días en el Camping Sierra de la Culebra han sido de lo más familiares. Yolanda, Enrique, Julita y todos los allegados al camping me han hecho sentir una más en todos los aspectos. Y eso, cuando viajas sola, se agradece muchísimo. Más aún si el lugar en el que te encuentras es tan peculiar como la Sierra de la Culebra, naturaleza en estado puro en un desierto demográfico con una población envejecida y muchos atractivos por descubrir.

Sierra de la culebra

La Sierra de la Culebra se encuentra en un territorio de gran valor medioambiental, entre 4 Espacios Naturales Protegidos (Sierra de la Culebra, Lago de Sanabria, Parque de Montesinho en Portugal y Arribes del Duero) y además goza el privilegio de ser considerada Tierra de Lobos. En la zona se estima la concentración de lobo ibérico más alta de toda España además de ser dignas de mención también la población de ciervos, corzos y jabalíes.

Sierra de la culebra desde peña Mira

Aunque se pueden concertar excursiones de varios días para ver al lobo en libertad, yo decidí conocer el Centro del Lobo Ibérico situado en Robledo (Puebla de Sanabria, Zamora). Me habían hablado muy bien de la importancia de dicho centro para conocer el entorno y a su gran habitante, el lobo y ¡no puedo estar más contenta por la visita guiada que realicé! Merece muchísimo la pena. Aprendí a identificar huellas de lobo y de otros animales, como viven los ganaderos y los pastores de la zona, la naturaleza y morfología del lobo, su comportamiento, relaciones, su configuración en manada y sobre todo… ¡a no tenerles miedo!
9q2a0779-copia 9q2a0783-copia9q2a0754-copia Lobos de Sierra de la Culebra

Y con el objetivo de mostraros lo que aprendí en mi visita al Centro del Lobo Ibérico y que veáis lo que yo pude ver a través de mi cámara he realizado éste pequeño video con mis impresiones:

Esta sierra es una de las más inhóspitas en las que he tenido el placer de estar, aquí todavía casi no han llegado las carreteras, los pueblos aun conservan tradiciones ancestrales y su gente aún guarda la esencia de los años 30 o 40 por lo que no pude resistirme a realizar algunas fotos en sus pueblos deshabitados y ferozmente resistentes al paso del tiempo…

Desde el centro de lobo en Robledo de Sanabria y para volver al Camping Sierra de la Culebra me hice la ruta más pintoresca (si tenéis miedo a las curvas, ¡cuidado!) y fui pasando por los siguientes pueblos:

Rio de Onor o Rihonor de Castilla

Con sus 30 habitantes, es un lugar que tiene la particularidad de pertenecer a España y a Portugal a la misma vez. El pueblo está dividido por la línea fronteriza que separa ambos países y sus habitantes tienen esa “doble nacionalidad”.

Iglesia de Rio de Onor/Rihonor de Castilla

En segundo lugar, y ya en tierras portuguesas pasé por Guadramil (¡ojo con no desactivar los datos de vuestros móviles o atender una llamada en el camino como me ocurrió a mi…!).

Guadramil, Portugal

Y por último, Riomanzanas. Allí me llamó mucho la atención que el pueblo es atravesado por un arroyo que lo divide a la mitad, y el coche… ¡debe pasar por dentro del arroyo!  Así tal cual, sin puente y sin nada…
Iglesia de Ríomanzanas Ríomanzanas

Uno de los lugares más peculiares y mejor conservados es Santa Cruz de los Cuérragos. El acceso para visitarlo ya va dando algunas pistas de lo que podemos encontrar y es que a esta zona de España todavía no ha llegado la industrialización y su red de carreteras es más bien de vías pecuarias. No tengo ninguna foto del camino, porque ni a pararme me atreví, pero os puedo asegurar que ni sus curvas, ni sus baches, ni la anchura igual a la del carril bici de cualquier gran ciudad me frenaron en la búsqueda de tan singular pueblito.

Entrada a Santa Cruz de los Cuérragos Bar de Santa Cruz de los Cuérragos Santa Cruz de los Cuérragos 9q2a0871-copia

La Sierra de la Culebra es una zona especial para los que somos de buen comer, ya que es rica en carnes, setas, pan y todo es cocinado con amor a la manera tradicional… Con denominación de origen en la zona destaca la Ternera de Aliste que tuve la oportunidad de probar y casi cocinar gracias al restaurante del Camping Sierra de la Culebra, dónde cocinan de categoría…

A mediados de septiembre, fecha en que visité el camping, estaba comenzando la época de la berrea del ciervo. Desde el mismo camping se escuchan perfectamente los ciervos berreando, una maravilla que te hace sentir en total comunidad con el medio que te rodea, además también se organizan actividades para ir de madrugada a ver este singular fenómeno.

Para los que huyan de la civilización y quieran desconectar de su vida urbana, disfrutar del silencio en su máximo apogeo y respirar aire del más puro, el Camping Sierra de La Culebra será una opción genial.

Un territorio mágico, despoblado de humanos y muy poblado de animales, con caminos inexplorados y lugares vírgenes y dónde, si se pretende, se puede no ver un humano en muchos días.

¿Es este vuestro camping?

 

Fotografía y video: Anita Muñoz

Tags : Camping Sierra de la CulebracampingredLa BerreaLobo ibéricosierra de la culebra

Comentar